Lecturas del Libro Sagrado para el Domingo, 14 de Junio, 2015

Ayuno de Domingo

Oración antes de Abrir el Libro Sagrado de Luz

“Padre de la Grandeza, Il’Ya, Dios Santísimo de la Luz,

Que tu Gran Nombre sea alabado y honrado en toda la tierra.

Dios de la Luz, Il‘ Ya, Oh Gran Padre más allá del tiempo y de la creación,

Te doy gracias por este tiempo y por la oportunidad de aprender el Camino de la Luz.

Señor de los Cielos, abre mi corazón para recibir estas enseñanzas sagradas.

Señor de los Cielos, aclara mi mente para discernir estas palabras sagradas.

Señor de los Cielos, limpia mis manos para tocar estas joyas preciosas.

Señor de los Cielos, purifica mi voz para decir estas verdades sagradas.

Amin

Evangelio de Mar Mani Capítulo 87

1. Dios es también un Juez de las Almas que obedecen al Adversario y hacen lo que es malvado, sin creer en la Verdad, y Él los condena a través de sus obras, porque están excluidos de la Última Estatua (la unión de todas las almas perfeccionadas en el Grande y Perfecto) cuando el universo sea disuelto y todas las cosas sean destruidas, y el Gran Fuego sea desatado y la Última Estatua sea formada a partir de los restos de todas las cosas.

2. Las almas de los que niegan y blasfeman llorarán cuando la Última Estatua descienda; entonces gritarán en voz alta que están separados de la compañía de esta Gran Estatua y permanecerán atrás para siempre.

3. Porque a partir de este tiempo no hay descanso para ellos, quienes irán a esta Oscuridad y serán encadenados con la Oscuridad como lo han deseado y amado, y han puesto su tesoro en su cuidado.

4. Él no se los lleva consigo mismo cuando llega su fin, sino que pasan a formar parte del Enemigo al cual han amado.

5. Dios mismo no les ha hecho nada malo, pero son sólo ellos los que están en contra de ellos; son sus propias acciones las que les condenan y les echan al infierno que quema;

6. Los malvados vienen justamente al infierno a través de la maldad de la bestia venenosa y a través de la enfermedad de la contaminación.

7. La Luz se retirará a su lugar y ascenderá y reinará en su Reino, mientras que la Oscuridad cae y es llevada a la Tumba con toda su descendencia, y serán encadenados con ella, atándoles a ellos con la Oscuridad, el Enemigo, que se ha alzado a sí mismo en contra de la Luz desde el principio.

8. Las almas de todos los pecadores que han sido condenados a través de sus obras son atadas al Enemigo en la Tumba – su masculino y su femenino; lo masculino será separado de lo femenino y será aprisionado en el Bulto.

9. Este último se densificará cuando todas las formas e imágenes sean incluidas en ella; el Globo se hundirá por su propio peso al Abismo, el Abismo también se hundirá hasta la eternidad de eternidades; mientras que lo femenino será echado dentro de la Tumba.

10. La Luz será purificada y separada de la Oscuridad por medio del Gran Fuego en el que el universo se disolverá y todas las cosas serán destruidas, y morirán en ese fuego voraz violento y envenenado, que los abrasará durante mil cuatrocientos sesenta y ocho años.*

* (estos no son años humanos literales)

Texto de Glikhuta

“ Después de que uno sale del reino de la materia a través del proceso natural de dejar el cuerpo carnal en la muerte, ese tiene un mayor nivel de acceso a Il’Ya ya que en este momento la luz ha encontrado liberación de la materia, hallando iluminación y perfección completa en la Presencia real de Il’Ya.” (DMS 3:3)

“No camines de acuerdo a los dictados de la oscuridad, sin embargo, camina recto con 1) claridad mental, 2) carácter modesto, y 3) fe fuerte mano en mano con el Mensajero Divino. En estas tres se encuentran 1) paz, 2) buena voluntad, y 3) justicia. Generar estas tres características, hermanos y hermanas, os ayudará a aliviar dolor y sufrimiento de vuestro propio cuerpo y mente, y de otros en el mundo. Vuestra alma saltará con alegría, porque con características justas como éstas, junto con la práctica completa de las Doce Virtudes, vuestra alma sabe que su salvación está cercana.” (Primera Ep. de Mir Garendra 2:8-10)

Oración después de haber Leído y Estudiado el Libro Sagrado

“Dios Santo, Padre de la Grandeza, Señor de los Cielos Supremo, por favor dame la fuerza para que el conocimiento que reciba a través del Libro Sagrado se extienda a todos los pueblos a lo largo de toda la tierra, en cada isla, dentro de cada nación y sobre todas las montañas. Que tu Nombre sea alabado y glorificado por todas las lenguas de todas las naciones. Amin.”